En el baño de... Elena Bau

   Me gusta   
En el baño de... Elena Bau
{{count_hearth}}   Me gusta {{count_share_total}}  
{{slide.position}} / {{slide.length}}

Hace 5 años que Elena Bau dijo adiós a su carrera en banca para dedicarse a uno de sus hobbies: la fotografía. El sello personal de su estudio @elenabau_fotografía es la naturalidad, pero Elena es muy coqueta y no sale de casa con la cara lavada (ni hablar). Y se cuida también "por dentro". De hecho, una vez a la semana, ella y su equipo realizan una hora de yoga en el estudio. ¿Dónde se mandan los CVs? 

En estas confesiones en el baño nos ha hablado del tónico que le recomienda a todo el mundo, de sus trucos para tener una piel súper luminosa y de cómo llevar pelazo de anuncio después de una laaaaaaaarga jornada laboral (queremos).


 

¿Qué es lo que más te cuidas y por qué? 
Todo, y no sólo la piel (que también). Cuido muchísimo la alimentación y hago deporte a diario siguiendo el método Reto48 (voy al gimnasio de lunes a jueves). Me encanta ir al mercado y comprarlo todo muy natural, con carrito incluido, ¡eh! Hace unos meses me diagnosticaron intolerancia a la fructosa,  he tenido que reducir mi dieta y lo noto mucho en la piel. Ahora tengo un déficit de vitaminas y estoy esforzándome aún más en cuidar la piel para que no desaparezca el brillo. 

Cuéntanos tu rutina de belleza.
Me levanto a las 7:15. Nada más levantarme me pongo el tónico L’Arcou de Alan Coar, me siento súper fresca y limpia, para mí es la pera. Lo llevo usando desde la adolescencia y se lo he recomendado a un montón de gente, incluso a personas con acné. Después desayuno y me voy al gimnasio, allí me ducho y me lavo el pelo con el champú Living Proof Timeless que me lo deja muy brillante. Me lo aconsejaron en mi peluquería, Atelier Charo Palomo. Durante mucho tiempo he utilizado el champú Purifying Cleanser de Secretos del Agua, pero me han recomendado que cambiase para que el cuero cabelludo no se acostumbre. Sigo con la cara y me pongo una ampolla de Martiderm para pieles secas. Encima, la crema hidratante Repair Après Soleil de Institut Esthederm. Me seco el pelo, me echo laca Elnett de L’Oréal y por último, me echo cien litros del perfume de Narciso Rodríguez For Her (ja, ja, ja). Así todos los días. ¡No fallo!


 

¿Qué usas de maquillaje?
Me gusta ir lo más natural posible. Uso la BB Cream Pure Radiant Tinted Moisturizer de Nars. No me gustan las bases de maquillaje, me parece que te hacen parecer una muñeca. Luego uso los polvos de sol Terracotta (esto de Guerlain) que los llevo usando toda la vida. Mi colorete es de Nars y es una seña muy mía. A veces al llegar al estudio me dicen: “tía, te has pasado” porque llevo todo el pómulo súper rosa. Me suelo pintar bastante los labios de color rojo o berenjena. Por último me relleno un poco las cejas y me las peino. 


 

¿Por qué te gusta tanto Nars?
He probado un millón de marcas y me encanta Nars, pero no sé por qué. Me gusta en especial un iluminador en barra que me echo en el pómulo y debajo de la ceja. Aunque vaya poco maquillada me lo pongo porque da muchísima luminosidad. Las barras de labios también son maravillosas, yo uso las semi mates y prácticamente no tengo que retocarme los labios.

¿Cuál es tu producto de belleza favorito?
Uno imposible, te digo tres. El tónico, si no me limpio la cara con él, siento que tengo la piel sucia. También me encanta el aceite Huile Prodigieuse de Nuxe, lo utilizo tanto en la cara por las noches, como en el cuerpo, no es nada graso. Muchas veces utilizo la mascarilla Aqua Gel Luminous Mask de Nars duermo con ella y por la noche se absorbe. Al día siguiente tienes la cara súper jugosa. 


 

¿Y tu momento de belleza preferido? 
En la peluquería me hacen un masaje con unas piedras de Secretos del Agua que da un fresquito en la cabeza que es maravilloso. También me encanta estar el típico sábado de relax en casa y empezar a probar mil mascarillas.

¿Algún capricho de belleza que te concedas de vez en cuando?
Las extensiones de pestañas. Me las hago en Lashes&Go (recomendación de mi amiga Paula Ordovás) y ya no me veo sin ellas. Me obligan a descansar unos meses al año, que si no…

Y ¿algún secreto (in)confesable de belleza? 
Soy bastante maniática con el pelo e incapaz de salir de casa con él sucio. Cuando llevo todo el día trabajando y tengo una cena, me pongo bastante champú en seco de Klorane, no me peino (si lo haces no te queda igual) y después me pongo laca. ¡Me queda mucho más mono el pelo incluso que cuando me lo acabo de lavar!


 

Por último, dos preguntas: ¿cuál crees que es tu súper poder…?
Madrugar. Suena el despertador y, antes de que termine de sonar, yo ya estoy de pie. Mi marido me odia y me dice: “¿Cómo lo haces?”. 

¿y qué nos puedes enseñar para que seamos gente de provecho?
A poner una mesa bonita. Soy muy friki, tengo un montón de copas y platos para hacer distintas composiciones. Las compro aunque sea de dos en dos. Cada miércoles compro flores y monto una mesa diferente. Siempre subo fotos a Instagram con el hashtag #conbajoplato. ¡Me encanta!

Si quieres ser parte de la Secret Beauty Society y recibir más artículos como este, apúntate aquí. Y si quieres seguir leyendo, ficha la entrevista de la periodista (y chica del tiempo) Flora González.

A Elena siempre le gustaron las artes plásticas y aunque estuvo trabajando en banca, decidió estudiar fotografía y así poder levantarse cada lunes sin que le pareciera una tortura. Se ha convertido en una de las fotógrafas de cabecera gracias a la confianza que transmite todo su equipo. Si quieres obtener más información sobre ella puedes pasarte por su estudio con cita previa o visitar su página web: www.elenabau.es
 

Enviar por mail Únete al Club
Enviar por Whatsapp